Skip to Main Content
Parece que está usando Internet Explorer 11 o una versión anterior. Este sitio web funciona mejor con navegadores modernos como las últimas versiones de Chrome, Firefox, Safari y Edge. Si continúa con este navegador, es posible que vea resultados inespera

BIBLIOGUÍAS

Cómo buscar información: Evaluación de los resultados

La guía definitiva que te ayudará a encontrar la información que necesitas

evaluar resultadosUna vez obtenido un listado de resultados que se ajusta a los términos y límites definidos previamente, habrá que estudiarlos para saber si responden a la información que necesitamos.

En una primera búsqueda puede que No todos los resultados que se obtienen sean válidos, ya sea porque son muy generalesestán desactualizados, no son fáciles de conseguir o, simplemente, no responden a la necesidad de información. Según los resultados recuperados se pueden producir las situaciones de RUIDO y SILENCIO documental.

Todos aquellos resultados que SÍ respondan a tu necesidad de información, se consideran PERTINENTES. Te recomendamos que, posterioremente, apliques estos criterios de evaluación  que garantizan la calidad y fiabilidad de los mismos.

Revisión de los resultados

Una primera aproximación para saber si los resultados contienen la información que necesitas consiste en revisar los títulos y abstracts. De esta forma podrás determinar si tu búsqueda está bien hecha o si se producen las siguientes situaciones:

RUIDO: Cuando el número de resultados que no tienen que ver con tu disciplina ni con los términos elegidos es mucho mayor que los resultados que te interesan.

  • Es posible que estés haciendo uso de muchos términos generales
  • La estrategia de búsqueda no se están formulando correctamente (exceso de operadores OR)

Solución:

  • Revisa los paréntesis y los operadores booleanos que has elegido
  • Elige nuevos términos de búsqueda revisando las referencias obtenidas

SILENCIO: Cuando el número de resultados es muy reducido, no son pertinentes o el resultado es igual a cero.

  • Revisa la ortografía de los términos
  • La estrategia de búsqueda no se están formulando correctamente (exceso de operadores AND)

Solución:

  • Cambia los términos específicos con términos más generales
  • Utiliza otros términos relacionados o sinónimos combinados con OR
  • Utiliza truncamientos

 

Criterios de evaluación de los resultados

Para garantizar que los documentos seleccionados son fiables y de calidad, te explicamos en qué consisten algunos de los criterios más importantes para que evalúes la información:

Revisa que tipo de documentos has seleccionado (artículos, monografías, manuales, tesis, revisiones, etc.) ya que puedes encontrarte con información demasiado especializada o muy general. Por ejemplo:

  • Los manuales aportan información descriptiva y general del tema que tratan.
  • Las monografías profundizan más en el tema que están cubriendo. 
  • Los artículos, informes, tesis, etc., son tipos documentales que tratan de una temática en concreto y ofrecen información muy precisa y actualizada de la misma. Describen resultados experimentales, nuevos conocimientos o experiencias que se basan en hechos conocidos.
  • Las revisiones te ofrecen una visión global de lo que se ha escrito en la literatura científica hasta ahora, sobre el tema que estás investigando. 

Revisa la fecha de publicación. Según el área de conocimiento, el periodo temporal seleccionado será más o menos amplio. Hay muchas disciplinas cuyo avance científico es muy rápido y las teorías quedan obsoletas en poco tiempo.

Te aconsejamos que la información esté actualizada con los últimos avances de tu disciplina.

Revisa el número de citas que ha recibido el artículo que estás leyendo.  Es un indicador de calidad y puede ayudarte a determinar cuáles son los artículos más importantes dentro del conjunto seleccionado.

Para poder ver esta cifra tendrás que hacer la búsquedas de información en bases de datos que te ofrezcan ese dato como son: Web of Science, Scopus o Google Scholar.

Revisa la calidad de las fuentes que has seleccionado. Recuerda que todas la fuentes que puedes encontrar en la biblioteca son fiables y de calidad.

Si son documentos (libros, artículos, informes, etc.):
La revista donde se publica un artículo o la editorial que edita un libro es un indicador muy valioso para establecer la validez de sus contenidos.

  • En el caso de las revistas, son los comités científicos y revisores, los que evalúan la calidad de los contenidos que publican. Esto garantiza su validez.
  • En el caso de las editoriales, aquellas publicaciones editadas por editoriales prestigiosas, organismos oficiales, universidades, etc., tienen, a priori, garantizada la validez de sus contenidos ya que dichos organismos o editoriales responden por ellos.


Si son recursos de información en internet:
La autoría y actualización de la información que se encuentra en internet son claves para determinar su fiabilidad. Deben estar visibles y ofrecer una dirección de contacto.
Obtener la información de fuentes oficiales tipo: ministerios, asociaciones, organismos, etc., garantiza la objetividad de la información.

Revisa para quién se ha escrito la información que estás consultando.

Asegúrate que la información consultada es apropiada para el trabajo que estás realizando. En el caso de un trabajo académico, debe dirigirse a un público científico y/o académico. La información escrita para el público general, como en el caso de las obras divulgativas, no nos valdría.

Revisa quién es el autor del documento.

Si estás realizando un trabajo académico te recomendamos que selecciones documentos cuyos autores sean expertos en el área de conocimiento que estás consultando. La autoría es un indicador de calidad.

Una forma de valorar la calidad del autor es a través del prestigio de la universidad a la que pertenece. Esta información suele venir en los artículos científicos junto al nombre del autor.

Revisa si el contenido y si contiene bibliografía

Si estás realizando un trabajo académico, te recomendamos que selecciones documentos que contengan bibliografía. Esto nos indica que la información del documento está bien documentada. Otros aspectos a tener en cuenta son:

  • Si la información es precisa
  • Si la información es objetiva o responde a algún tipo de interés
  • Si se enriquece del punto de vista de otros autores y sus conclusiones están bien argumentadas.

 

 

​Estudia los resultados

  1. Lee los títulos y abstract de los resultados
  2. No te conformes con lo primero que encuentres
  3. Contrasta varios documentos antes de dar por válida una información
  4. Analiza y evalúa la información que has encontrado
  5. Revisa la bibliografía de los documentos que has elegido. En ella podrás encontrar otros documentos de tú interés

 

 

 

Atención

Si los resultados obtenidos no te aportan la información que necesitas: replantea y formula de nuevo la búsqueda.

Document